Si me preguntan

Je m’apelle La Carmencita…

10 Responses to Si me preguntan

  1. Carlos says:

    ¿Volveré y seré ají molido?

  2. Carlos says:

    No, digo por la marca de condimentos. Lo mío ya fue.

  3. Silvia Sue says:

    Lo cuento acá, porque viene al caso del “ya fue”: debo decir que cuando fui a ver con el más pequeño de mis hijos la película “El hombre araña”, me llamó la atención la problemática que se le presentaba al protagonista, (un joven periodista que trabaja en el único periódico de esa pequeña ciudad, y que ocasionalmente se convierte en super héroe) y que lo hizo renunciar a seguir siendo el hombre araña: se sentía presionado, no tenía tiempo para estudiar, llegaba tarde siempre a ver a su novia, ser quedaba dormido,(agotado por sus aventuras) y su trabajo peligraba, vivía ayudando a la gente y estaba cada vez más pobre, etcétera. Decide cambiar de vida. Ya no involucrarse con su misión araña. Se quita el disfraz, lo tira a la basura, reniega de sus poderes, y opta por ser un joven normal. El mismo publica en el periódico un supuesto mensaje enviado por el hombre araña: YA NO MAS.
    La sociedad lo lamenta, todos hablan de su retirada, de la desprotección que siente el pueblo sin su héroe.
    Pero su vida mejora. Sus estudios progresan, sus situación económica también, ya que al no ser más super héroe tiene más tiempo para trabajar. Pero cada vez que lee en el diario algún crimen que queda impune, algo en su mirada cambia y se enciende. A su alrededor siguen pasando injusticias. Un día, viendo cómo le roban e intentan asesinar a una anciana, no puede resistirlo más, va a buscar su disfraz allí donde lo dejó, pone a prueba sus poderes y sale a recorrer los peligros de la ciudad, interviniendo en favor de los más débiles.
    Esa noche, luego de apresar a dos temibles delincuentes, deja plantada a su novia, quien lo insulta por TE. Pero él se va a dormir con una sonrisa.
    Al día siguiente, en la primera plana del periódico, otro mensaje del hombre araña:
    HE VUELTO.

    Un peliculón.
    Vaya, Carlos.

  4. Silvia Sue says:

    Ayd, mi coment fue casi un post….perdoname que te use, pero tengo “Ay,..” cerrado por duelo.

  5. Carlos says:

    ¿Ve?: su duelo la perjudica.
    Déjese de exageraciones y ceremonias que nadie le encargó y ponga al hombre araña en su blog que seguro que da que pensar y que comentar.
    Yo a una novia jamás la dejaría esperando (no tanto por virtuoso como por haber aprendido lo que suele convenir).
    Los superhéroes son para la pantalla, y buena falta que nos hacen.

  6. Silvia Sue says:

    El sentido de un homenaje es justamente la falta de encomienda, sobre todo, por parte del homenajeado. . . o de su representante, en este caso.
    De nada.

  7. Ay, dejenmén…
    Puse la frase que es un extracto de la ópera, en el momento que Escamillo (el toreador) encara a Carmen y le pregunta quién es. Me encanta el gesto de Carmen al decir esto.

  8. Silvia Sue says:

    Y mirá para donde agarramos.
    Qué astronautas.
    Dejennós.

  9. Carlos says:

    Y bueno, el lenguaje es así, qué tanto, se presta a la confusión. Para mí Carmencita es una marca de especias, la de Bizet es Carmen, pero no sabía que había tal parte en que decía ser “La Carmencita”. Esa música de Bizet es hermosa. No sé quién era que decía que la mejor música española la habían compuesto los franceses (hablando de la académica, of course, y tomando en cuenta además de al mencionado a don Ravel)
    Bueno, no comento más, yo era el que me iba a ir, el hombre que no araña, el vizconde del ají molido.
    Saludos, atentos, a las dos.

Leave a Reply

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: